Empoderamiento (en varios momentos)

Empoderamiento (en varios momentos)

Datos

2018
Óleo sobre tela
390 x 195 cm
(Tríptico)

Contexto

Obra protagonizada principalmente por la figura femenina en pro de la lucha feminista.

Huir de escenas falocentristas donde el miembro viril es el centro y dar fuerza al lado femenino de lo erótico, denunciar las acciones de violencia de genero, clamar por una liberación más real del papel de la mujer en la sociedad, etc. Son algunas de las ideas de las que parte la concepción de este cuadro, hecho a mi manera de "en varios momentos". Esta manera viene inspirada por la idea del cubismo de pintar varios puntos de un mismo objeto en el mismo plano. Pero en lugar de encontrar distintas perspectivas pensé en hacer coincidir distintos momentos en un mismo lugar, que es el lienzo, esto es mostrar la evolución de algo haciendo ver todos los movimientos casi en su totalidad, entremezclando líneas y colores allí donde coinciden dos o más cuerpos en distinto tiempo.

En el cuadro los colores son muy importantes pues también responden a esa intención pro feminista. El violeta, color feminista por excelencia, el rosa como el que se identifica con la lucha contra el cáncer de mama, y el rojo es la pasión, la que hace falta para defender cualquier idea.

Exposiciones

ARTEHOS 2018, Barcelona - L'Hospitalet de Llobregat del 15 al 19 de diciembre de 2018


Empoderamiento II

Empoderamiento II

Datos

2019
Óleo sobre tela
260 x 195 cm

Contexto

Obra inspirada en 4 libros sobre feminismo: "Teoría King Kong" de Virginie Despentes, "Todos deberiamos ser feministas" de Chimamanda Ngozi Adichie, "Neoliberalismo sexual. El mito de la libre elección" de Ana de Miguel y "Morder la manzana" de Leticia Dolera.

La obra se lee desde la derecha, y la primera figura que vemos es una bailarina que representa el pasado de la mujer donde baila sola, hundida en el espacio doméstico, espacio donde siempre ha estado históricamente relegada. Inmediatamente a su izquierda vemos una mujer en un juego sexual con un hombre practicando un cunninlingus alejado del acto plenamente falocentrista.
Le sigue una mujer tocándose en cuyos brazos se puede leer "know yourself. It is not a sin" (Conócete. No es pecado).
En el centro una mujer físicamente agredida se calza un guante de boxeo. Virginie Despentes se queja en su libro de por qué a las mujeres nunca se les ha enseñado a defenderse, sino más bien a callar cualquier daño y a parecer que no ha pasado. Recomiendo encarecidamente la lectura de su libro.
En el centro izquierda hay una mujer que abraza un planeta, identificado aquí con lo universal. Su mano izquierda suelta unas llaves, lo domestico. Éste es el paso necesario en el que la mujer conquista el espacio público, el universal, hasta ahora destinado casi exclusivamente al hombre y abandona el espacio doméstico al que estaba destinada.
En la parte inferior vemos una pareja de un hombre nuevo con una mujer nueva. Porque el feminismo es cosa tanto de hombres como de mujeres. La igualdad de género es una liberación de la mujer pero también del hombre. A ese hombre nuevo se le reclama que aparezca, que deje atrás ya el lastre machista del patriarcado y ame como hombre nuevo, que ame con un amor que empodera, que ame feministamente.
Y por último, en el extremo izquierdo hay una mujer animando a abandonar está realidad patriarcal y empezar de nuevo en un espacio esperanzador.

Exposiciones

Es.Arte Gallery, Marbella 8 de marzo de 2019 con motivo del Día Internacional de la Mujer.